Totumas Pintadas Darienitas


La totuma pintada cuyos orígenes se remontan a la provincia del Darién y la Comarca Emberá Wounán, quedan muy pocas personas dedicadas a esta actividad.

Como toda totuma son hechas a partir de un calabazo, nombre del fruto del árbol conocido científicamente como Crescentia cujete. Para hacer la totuma, se toma un calabazo de tamaño y estado de maduración adecuados. Seguidamente se le corta por la mitad y se le saca la comida o pulpa. Las totumas resultantes se ponen a secar.

Una vez seca, se procede a pintar la superficie exterior de la totuma con un tinte natural de color oscuro, probablemente jagua u otra planta con propiedades similares. Luego de secada la pintura, se marcan líneas decorativas sobre la corteza de la totuma. Posteriormente, se van cincelando los trozos de corteza entre las líneas, de manera que se vaya formando un diseño atractivo.

Como en toda artesanía, el acabado de cada totuma es único y depende del gusto del artesano o del cliente que la ordene.


Fuente: Folklore.Panamatipico.com

ESTE SITIO FUE CONSTRUIDO USANDO